lunes, 15 de julio de 2013

Notas cortas: El desierto sur de Pangea fue un ambiente desértico aislado

Un desierto es un tipo de bioma árido que se caracteriza por la baja precipitación. Actualmente cubren cerca de un tercio de la tierra emergida y todos ellos, sin importar cuán extremos sean, albergan vida. La biota que se desarrolla en ellos ha evolucionado para habitarlos y soportar sus condiciones de sequía, calor extremo durante el día y frío gélido durante la noche. Los desiertos fueron el primer tipo de ecosistema terrestre y poco a poco perdieron terreno frente al avance de la vegetación y fauna acompañante.

Área de la tierra cubierta por desiertos.

Desde el origen de la tierra y debido al movimiento de las placas tectónicas, se han formado al menos siete supercontinentes. Sin embargo, seis de ellos se formaron cuando la tierra firme estaba desprovista de vida. El único supercontinente que se formó cuando la vida era un componente terrestre importante fue Pangea. Esta gigantesca masa de tierra se formó hace unos 300 millones de años, durante la parte final del Carbonífero tardío y se comenzó a desintegrar hace 200 millones de años, durante el Jurásico temprano. Por el tamaño del coloso continental, la lluvia no llegaba hasta las regiones internas y se formaron en esencia dos gigantescos desiertos, el primero en la zona que comprende hoy Norteamérica y Europa y otro en lo que hoy conforma las regiones norte de Sudamérica y África.

Pangea durante el Pérmico tardío, hace 260 Ma.

En una serie de ocho artículos, un grupo de investigación ha publicado poco a poco la fauna del Pérmico tardío de República del Níger (de entre 266-252 Ma). Esta pertenece a la formación geológica Moradi y consta de anfibios temnospóndilos primitivos como Saharastega moradiensis y Nigerpeton ricqlesi; reptiles primitivos como Moradisaurus grandis; reptiles semejantes a mamíferos semejantes a aquellos de la subfamilia Rubidginae y reptiles similares a tortugas como el pareiasaurio Bunostegos akokanensis. Lo peculiar de toda esta fauna es que estas especies son únicas a este desierto, pero curiosamente no tenían ninguna barrera geográfica que impidiera su dispersión o la entrada de otros grupos avanzados de reptiles (el resto del mundo tenía reptiles más avanzados y estos de Níger eran un relicto del Pérmico temprano y medio). Los investigadores suponen que este oasis de fauna persistió aislado porque estaban rodeados de alguna barrera climática.

Especies descritas de la fauna del Pérmico tardío de Níger. Saharastega por Nobu Tamura, Nigerpeton por Smokeybjb, Moradisaurus, Bunostegos y el Rubidgino indeterminado por Eduardo "Karkemish00".

El estudio de estas antiguas faunas permite conocer más sobre la dinámica de la historia de la vida en la tierra y permite llegar a la conclusión de que la vida se ha comportado como se comporta actualmente desde muchísimos millones de años.

FUENTES:

De Ricqlès, A., & Taquet, P. (1982). La faune de vertébrés du Permien Supérieur du Niger. I. Le captorhinomorphe Moradisaurus grandis (Reptilia, Cotylosauria). In Annales de Paléontologie (Vert.-Invert.) (Vol. 68, pp. 33-106).

Sidor, C. A., Blackburn, D. C., & Gado, B. (2003). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger—II, Preliminary description of a new pareiasaur. Palaeontologia africana, 39, 45-52.

O'Keefe, F. R., Sidor, C. A., Larsson, H. C., Maga, A., & Ide, O. (2005). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger—III, morphology and ontogeny of the hindlimb of Moradisaurus grandis (Reptilia, Captorhinidae). Journal of Vertebrate Paleontology, 25(2), 309-319.

Steyer, J. S., Damiani, R., Sidor, C. A., O'Keefe, F. R., Larsson, H. C., Maga, A., & Ide, O. (2006). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger. IV. Nigerpeton ricqlesi (Temnospondyli: Cochleosauridae), and the edopoid colonization of Gondwana. Journal of Vertebrate Paleontology, 26(1), 18-28.

Damiani, R., Sidor, C. A., Steyer, J. S., Smith, R. M., Larsson, H. C., Maga, A., & Ide, O. (2006). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger. V. The primitive temnospondyl Saharastega moradiensis. Journal of Vertebrate Paleontology, 26(3), 559-572.

Smiley, T. M., Sidor, C. A., Maga, A., & Ide, O. (2008). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger. VI. First evidence of a gorgonopsian therapsid. Journal of Vertebrate Paleontology, 28(2), 543-547.

Tsuji, L. A., Sidor, C. A., Steyer, J. S., Smith, R. M., Tabor, N. J., & Ide, O. (2013). The vertebrate fauna of the Upper Permian of Niger—VII. Cranial anatomy and relationships of Bunostegos akokanensis (Pareiasauria). Journal of Vertebrate Paleontology, 33(4), 747-763.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Hola, ¡gracias por comentar!
*Los comentarios ofensivos, que intenten trollear o provocar serán borrados sin excepción alguna.
*Ya no podrán comentar los anónimos, te recomendamos dar de alta o usar una cuenta de Google, LiveJournal, WordPress, TypePad, AIM u OpenID. Gracias por tu comprensión.